La huelga en la sanidad pública afectará directamente a los dos centros de salud de Valdemoro

Noelia Melero.-

Los dos centros de salud de los que dispone actualmente Valdemoro, el de la calle Parla y el de El Restón, se verán directamente afectados de confirmarse la amenaza de huelga de los sindicatos de Sanidad convocada para los próximos días 13 y 14 de diciembre.

Los cincos sindicatos presentes en la Mesa Sectorial de Sanidad de la Comunidad de Madrid (CCOO, SATSE, CSIT, UGT y AMYTS) han dado a conocer hoy la próxima convocatoria de movilizaciones para los próximos meses que tendrán su culmen el 13 y 14 de diciembre con una huelga en los centros asistenciales del Servicio Madrileño de Salud (SERMAS) de no cumplirse sus reivindicaciones.

Mientras, los sindicatos han comunicado otras acciones que llevarán a cabo previamente a la huelga. Teresa Galindo, secretaria general del sindicato de enfermería SATSE, ha informado de que “comenzaremos con una concentración en el Hospital Clínico que tendrá lugar el 20 de noviembre. Seguiremos con una concentración ante la sede de Ciudadanos ya que entendemos que tienen la llave para desbloquear la situación de la Carrera Profesional en Madrid. Estas movilizaciones tendrán su culmen el 13 y 14 de diciembre con una huelga en la que están convocados todos los profesionales del SERMAS”. Asimismo, desde los sindicatos han detallado también un calendario de concentraciones que arrancarán el próximo lunes, con paros de 10 minutos.

Además, la secretaria general de SATSE Madrid ha lamentado que siguen “esperando la llamada de la presidenta de la Comunidad de Madrid, Cristina Cifuentes, que es, en última instancia, la responsable de la situación por la que atraviesan los profesionales del SERMAS. En los últimos años se han perdido miles de puestos de trabajo y los profesionales sanitarios, excelentes, están abandonando Madrid ante la falta de expectativas laborales y eso es algo que no podemos permitir, ni como representantes de los trabajadores ni como usuarios del sistema sanitario público”.

Por su parte, el secretario general de AMYTS, Julián Ezquerra, ha asegurado que los sindicatos esperaban que los presupuestos regionales de 2018 recogieran las demandas de los representantes de los 64.000  trabajadores, sobre todo, en lo relativo a la reactivación de la carrera profesional. Sin embargo, ha señalado que la carrera profesional sigue “congelada”, mientras que tampoco se negocia la aplicación de la jornada de 37,5 horas semanales, una demanda que la Consejería va prorrogando cada año “de forma unilateral”.

El secretario general de Sanidad de UGT, Julián Ordoñez, ha incidido en que las cuestiones que demandan son reivindicaciones “históricas” de la profesión y que, desde que se aplicaron los “recortes” durante la crisis, cada presupuesto es el “día de la marmota”.