Un pleno lleno de polémica en Valdemoro

Se aprueba la bajada del IBI para 2018

Julio Lumbreras/Valdemoro Digital

En el último Pleno del Ayuntamiento de Valdemoro, se aprobó una importante rebaja fiscal para las viviendas del municipio al sacar adelante la propuesta conjunta de Proyecto TUD y de los tres partidos que sostienen el Gobierno local (PSOE, Ganemos Ahora Valdemoro e IU CM).
El acuerdo permitirá rebajar el tipo impositivo que graba el Impuesto de Bienes Inmuebles desde el actual 0,585% al 0,579%.
Con esta medida fiscal el Consistorio devuelve los tipos aplicados a las viviendas a los niveles impositivos de hace 15 años, una decisión que además va acompañada, según anunció el Gobierno local en Rueda de Prensa, de un ajuste de los valores catastrales que se va a realizar el próximo 2018 con el objetivo de adecuarlos a la realidad del municipio y que los vecinos paguen menos impuestos por este concepto.

Sin embargo, el Pleno no estuvo exento de polémica, los grupos Ciudadanos y Populares, decidieron ausentarse del mismo al considerar que no habían sido informados adecuadamente.
En declaraciones del Concejal Delegado de Hacienda, Economía y Transición Ecológica, a nuestro medio, nos asegura que “lamenta que el Partido Popular y Ciudadanos falten a la verdad porque por ejemplo, las comisiones informativas no las convoco ni desconvoco yo sino la presidente de la Comisión que actualmente es un miembro del Partido Popular. Por lo tanto si no se celebró comisión es responsabilidad exclusiva del Partido Popular que en todo momento intentó boicotear la aprobación de las nuevas ordenanzas”.

De esta sesión se ausentó el Partido Popular antes de comenzar el debate alegando falta de información y precipitación en la tramitación de los expedientes.

La sesión plenaria de ayer, que estaba convocada para tramitar la aprobación definitiva de la modificación de ordenanzas fiscales para 2018 diseñada por el nuevo gobierno municipal, al final únicamente tramitó los expedientes de las ordenanzas que regulan el IBI y la General de Gestión, Inspección y Recaudación de los tributos, así como otro punto que tenía como fin la modificación parcial de las Bases de Ejecución de Presupuesto para agilizar la gestión diaria del Ayuntamiento.
Los otros nueve expedientes de modificación de ordenanzas se retiraron del Pleno y por lo tanto permanecerán vigentes en 2018 las actuales.

Una de las consecuencias de que la modificación quedara parcialmente aparcada es que la tasa de basuras no podrá ser rebajada en 2018 y permanecerá en los 53 euros actuales. En este sentido el Gobierno local anunció que mantiene su intención de hacer desaparecer esta tasa en 2019. Tampoco sufrirá cambios el Impuesto de Vehículos, que se aplicará en las mismas condiciones que el ejercicio que ahora concluye.

Para Javier Carrillo, Delegado de Hacienda, Economía y Transición Ecológica, “las medidas aprobadas ayer cumplen con el objetivo de aumentar los ingresos sin incrementar la presión fiscal a los vecinos, algo que es muy importante para este gobierno de progreso”. También indicó que “para 2018 el Ayuntamiento prevé alcanzar los 64 millones de euros de ingresos”.